El Capitán Escudo toma los elementos de la cultura ecuatoriana.

Corrupción, derroche de recursos, impuntualidad, regionalismo, tráfico de influencias… estas son algunos de los enemigos contra los que el Capitán Escudo pelea todos los días. Su amor por el país hizo que tomará la decisión de protegerlo de las  más grandes injusticias.

En el cortometraje “Capitán Escudo el origen del héroe tricolor” podemos conocer sus orígenes, como  pasa de ser un héroe común como lo es bombero a un superhéroe místico que trata de resolver los problemas más complejos del Ecuador.

“El Capi” nació en la edición número 9 de la revista Elé, en el año 2006, como una casualidad. El equipo creativo de Zonacuario estaba buscando tiras cómicas que se opusieran a la celebración de Halloween (Día de Brujas) que se festeja el 31 de octubre en todo el mundo.

Se les ocurrió entonces que al coincidir Halloween con el Día del Escudo Nacional, sería bueno crear un cómic que hablara sobre ello. Así fue como nació el primer superhéroe del país, solo que en ese momento sus creadores no lo vieron de esa manera.

Solo se trataba de un personaje pintoresco que iba disfrazado de Escudo con un traje que le quedaba grande, no llevaba pantalones sino una falda y usaba una gran gorra en forma de cóndor que casi le cubría toda la cabeza.

Capitán escudo

“Cuando la ilustración estuvo hecha es cuando vimos un potencial enorme en el personaje, nos parecía que podía subsistir más allá de esa tira cómica y que era importante tener un personaje que representara al Ecuador y que además podía enfrentarse a los males que se encuentra en la calle”, señaló Beto Valencia uno de los directores del cortometraje.

Doce años después de esa anécdota, el Capi luce completamente renovado, con un traje mucho más estilizado y con nuevas herramientas tecnológicas que le permiten hacerle frente a la Liga de la Maldad. Incluso tiene poderes místicos que son entregados por un sol de piedra. Ahora se conocerán sus verdaderos orígenes, que tienen mucho que ver con la idiosincracia del país y que se alejan mucho de el héroe pintoresco que nació en las tiras cómicas.

¿Y qué vendrá después?  Valencia dice que el sueño de Zonacuario es que el Capitán Escudo tenga su propia serie animada que pueda trasmitirse en televisión y que permita a los seguidores de este personaje seguir teniéndole cerca.

“La Elé como va casi a los 14 años ha podido sobrevivir a varias generaciones. Hay mayores de edad que si bien ya no lo siguen en las revistas todavía le tienen cariño y esperan ver algo más del Capi, quizá con episodios más oscuros y misteriosos, donde aparezcan villanos más temibles”, aseguró Valencia.

Pero también están los nuevos seguidores que quieren seguir conociéndole al Capi y que les ayude a enfrentarse con problemas comunes presentes en la sociedad como el bullying, la depresión, la discriminación.

A esto se suma la parte más mística que aparece en su nuevo cortometraje. Elementos propios del país como la selva, los animales, el sol de piedra, el cóndor que se posa en el nuevo héroe para ayudarle en sus batallas. La belleza y color del Ecuador que hacen sentir orgullo de ser parte de este país sudamericano.

Todos esos elementos se conjugan en este personaje cada vez más futurista, pues la tecnología también está presente en el corto con explosiones, rayos y aparatos más sofisticados. La evolución del Capitán Escudo ha sido impresionante y sus creadores esperan darle más elementos e historias al primer superhéroe ecuatoriano.

Fuente: Andes

Compartir